Esta web utiliza 'cookies' propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio

Ok Más Información

23 de Abril de 2015 14

Nuevos hábitos que me han devuelto a la vida

Estimad@ Emprendedor/a,

Siguiendo el guión que establecí en “el libro beta del emprendedor vital”, hoy quiero compartir contigo aquellos pequeños hábitos y cambios que me están ayudando en mi objetivo personal de convertirme en lo que considero un Emprendedor Vital (por si no lo recuerdas o te enganchaste tarde a este blog aquí te recuerdo la definición).

Antes de entrar en detalle quisiera explicarte ciertos rasgos de mi personalidad. Considero que es importante que los tengas en cuenta ya que, si te pareces un poco a mi es probable que sea fácil para ti adoptar mis consejos y, en caso de que no te identifiques conmigo podrás valorar cada uno teniendo en cuenta nuestras diferencias.

  1. Soy un tipo de extremos, siempre lo he sido. O gordo o en forma, o fumador empedernido o el más crítico con los fumadores, o sedentario o hiperactivo.
  2. Soy extremadamente optimista. Es uno de los pocos campos en los que no suelo viajar al otro extremo.
  3. No existe en este mundo nadie tan desordenado como yo.
  4. Soy una persona muy tímida.

La verdad es que, quien me conoce de toda la vida, me conoce como acabo de describir – cambiante, optimista, desordenado – y solo algunos mi faceta tímida. Ellos piensan que me he vuelto loco con mi nueva forma de vivir. No les culpo ya que ha sido un cambio radical que requiere de horas de justificación y explicación pero en parte este post servirá para ello.

Ahora que me conoces un poco mejor te contaré: cuál fue el pistoletazo de salida de mis nuevos hábitos, cuál es ahora mi día a día, algunos consejos para incorporar a tu día a día, por qué debes reservarte un día a la semana para ti y cosas que debes hacer cuando te apetezca con cierta periodicidad.

¿Cuál fue el pistoletazo de salida de mis nuevos hábitos?

Considero que en mi vida ha habido pocos momentos de infelicidad. He sufrido, como muchos, pero siempre he pensado que he sido un privilegiado y que sería un mierda si me quejase por nimiedades (en comparación con los sufrimientos de otros).

Por gracia o por desgracia – según como se mire – esta historia la marca mi archienemigo: EL TABACO. A los 20 años encendí mi primer cigarro. A los 22 fue la primera vez que intenté dejarlo al darme cuenta de que poco a poco empezaba a dejar de cuidarme (engordé mucho, juerga en exceso, dejé de mostrar un mínimo interés por el deporte…). A esa edad fue la primera vez que dije “los únicos problemas que tengo en la vida son el tabaco y que físicamente no me encuentro bien – tanto a nivel de salud como de aspecto -.

Desde ese momento hasta agosto de 2014 vivía en esa montaña rusa de “gordo – en forma”, “fumador – odiador de fumadores”. Las “fases sanas” no duraban mucho.

A finales de verano de 2014, tras 14 años poniéndome excusas y engañándome a mi mismo decidí hacer algo que no había hecho nunca. Decidí escribirme esta carta y publicarla en Facebook

carta a mi mismo para dejar de fumar - jaime chicheri 2

Más de 130 personas expresaron que les gustaba la iniciativa que había tomado, más de 40 me animaron con sus comentarios y otras tantas lo encontraron inspirador y decidieron compartirlo.

Considero que escribirme una carta a mi mismo fue uno de los mayores aciertos de mi vida y fue un acierto también compartirlo. Es por ello que, desde ese momento, empecé a pensar en cosas como: este blog en el que al fin y al cabo lo que hago es escribirme una carta semanal a mi mismo con compromisos con vosotr@s, compartir cosas más a menudo en redes sociales y en definitiva empezar a dar “pequeños – grandes pasos

Precisamente aquí es donde te doy mi primer consejo:

Escríbete cartas a ti mismo cuando tengas algo importante que hacer y que tu mismo no te dejas llevar a cabo. Si eres un poco más valiente comparte algunas con tu gente (no sabes la cantidad de gente a la que puedes ayudar y también cuanta gente hay dispuesta a ayudarte) y si quieres hacer una costumbre de ello plásmalo en un blog. No es más que el diario de toda la vida pero con un mundo nuevo de posibilidades.

Este fue mi primer paso para salir de las desidia y fue tan fácil como sacar ganar para hacer algo que no había hecho nunca. Algo distinto.

Dicen que “aunque la mona se vista de seda mona se queda”. Desde aquel 23 de agosto de 2014 esta frase popular ha dejado de tener para mi credibilidad. Ahora que estas leyendo esto tú deberías pensar lo mismo.

En ese momento pensé que era la primera vez que le echaba huevos a la vida pero empecé a recordar…

La primera vez que demostré verdadero valor era aún muy pequeño, debía tener 5-6 años. Yo era tímido, muy tímido y esto me amargaba a diario. No me permitía ser feliz.

Un día le eché huevos e hice algo distinto. Solté una gran payasada y todos mis amigos rieron conmigo. Desde entonces forjé un escudo a mi alrededor. Me volví un payaso (fui de un extremo a otro) y ese era mi escudo contra la timidez. Aunque esta actitud me ha traído tanto alegrías como tristezas no me arrepiento: me ha ayudado a soltarme, a hacer locuras, a no tener el “palo en el culo” que caracteriza a mucha gente y a hacer cosas sin tener miedo al ridículo.

Con este flashback solo quiero decir que, si echamos la vista atrás, todos nosotros encontraremos momentos de nuestra vida en los que hemos hecho algo diferente. Momentos en los que hemos echado huevos a la vida y que han provocado un cambio que nos ha hecho felices.

Pensad, recordad y buscad algo que os inspire para conseguir las cosas que, a día de hoy no os atrevéis.

Quizás este sea uno de los motivos por los que me encanta hablar con niños. Ellos no tienen miedo y se ven capaces de todo.

¿Cuál es ahora mi día a día?

Verás que mi día comienza antes que el de la mayoría de los mortales. Antes de pre juzgarlo lee mis razones y, una vez lo hagas, antes de descartar esta opción, prueba una semana o dos y me cuentas.

5:30 AM Desayuno con música

He recuperado dos costumbres que tenía ya olvidadas:

  • El desayuno: Hasta hace no mucho, o no desayunaba o lo hacía rápido y mal. Me he dado cuenta de que tomarte tu tiempo para desayunar te hace empezar el día de otra manera; más relajado. Además, desayunar bien te da una energía imprescindible para afrontar un día a día lleno de actividad física y mental. Mi desayuno consiste en 3 naranjas de zumo recién exprimidas, un te verde templado y dos tostadas de pan integral con tomate, ajo y pavo natural.

desayuno jaime chicheri

  • La música: Había dejado de escuchar música: solo cuando me la ponían en algún local, en el coche… Desde hace no mucho todas las mañanas trato de pensar en una de las canciones de mi vida: esas canciones que en algún momento te han despertado una emoción. Que te recuerdan a alguna situación.

Te aseguro que empezar así el día es terapéutico. Me gusta decir que:

Ahora soy yo quien despierto al día y no este quien me despierta a mi.

He de decir que Juan Merodio fue quien me inspiró a empezar el día a estas horas.

6:00 – 7:00 AM Comienza mi jornada laboral

Este es uno de los principales motivos por los que la gente “me llama loco”. A continuación mi explicación.

Considero que un emprendedor no debe acomodarse con un solo proyecto; la famosa frase de “no poner todos los huevos en la misma cesta”. Marketing Surfers y mis otros proyectos consumían el 100% de mi jornada laboral que habitualmente era de 9 AM a 20 PM (11 horas) esto no me dejaba tiempo para plantear otros proyectos ni tiempo para mi mismo. Entonces decidí dedicarme las mañanas a mi y a salir de la rutina del trabajo diario.

Si pudiera hacer una comparativa diría que cada hora de trabajo fuera del horario laboral habitual me cunde como 3-4 horas de trabajo en ese horario, principalmente porque evito distracciones pero también porque en esas horas mi mente está predispuesta para dar más de si en creatividad y rendimiento.

7:00-9:00 AM ¡Sport Time, SPA y Ducha!

Quizás uno de los mejores momentos del día. Es el momento en el que disfruto de mi propia compañía. En el que más inspirado estoy. Parece mentira que lleve mucho tiempo siendo “un conocido mío” y que no haya sido hasta hace medio año que me haya conocido de verdad y es gracias a estos momentos.

Habitualmente combino natación con 3 sesiones de 25 minutos semanales de trabajo abdominal y algo de bici o carrera (esto último muy reciente). He de decir que tengo un especial cariño por la natación. Este deporte me hizo retomar el contacto con este maravilloso “nuevo” mundo y además, al dominarlo y no requerir de excesiva concentración, me permite mantener conversaciones conmigo mismo y ser más creativo que nunca.

Suelo nadar con el móvil en el bordillo de la piscina. Os aseguro que cada vez que nado salgo con 5 o 6 apuntes nuevos para mejorar proyectos actuales o crear nuevos.

Desde hace un par de meses miro este muro que hay en la piscina donde ejerzo mi deporte favorito antes de comenzar a nadar y elijo la palabra que va a definir mi día.

palabras inspiracion jaime chicheri emprendedores

La canción que elijo en el desayuno y la palabra que elijo del muro en mi hora de deporte suelen hacer cosas maravillosas en mi cabeza. Aparecen, desaparecen, desarrollan mi creatividad y se pasean por mi mente a su antojo y, si encima los mezclas con una dosis de chorros terapéuticos en un SPA y una ducha, no hay mejor manera de empezar la jornada.

9:00 AM- (el fin depende del trabajo del día)

A partir de aquí os podéis imaginar, reuniones internas, con clientes, comidas de trabajo, formaciones, conferencias… No voy a contarte nada que, en mayor o menor medida no forme parte de tu día a día pero si que, en próximos puntos, te explicaré algunos hábitos que he incorporado y que no incluyo aquí porque no encajan en un horario concreto.

Fin de la jornada laboral – 22:30 – 23:00 PM

Confieso que soy un workaholic. Diariamente trabajo una media de 13 horas pero trabajo en lo que me apasiona: crear, vender, investigar…

Es cierto que en algún momento hay que parar. Es muy importante saber conciliar vida laboral con familiar y amistades.

Aquí debo hacer alusión de nuevo a mi niña, Jeannie. Si no es por sus continuos toques de atención quizás ahora mismo no estaría escribiendo esto ya que ella tiene gran parte de la culpa de que siga adelante día a día y, aunque sigo despistándome, creo que he conseguido conciliar ambas vidas.

Las amistades las he tenido que relegar a los fines de semana y las de ocio nocturno están siendo poco a poco desplazadas por las deportivas. Con mis amistades de toda la vida también me veo cada vez menos pero siempre hay alguien que hace el esfuerzo de volvernos a juntar. Ya no es lo de antes. Ni mejor ni peor.  Simplemente diferente pero cuando una amistad ha sido verdadera no hay quien pueda con ella.

Hoy mismo he comido con uno de mis mejores amigos hasta los 14 años a quien llevaba sin ver desde esa edad (hace 22 años ya). Ha sido como si ayer mismo le estuviese abrochando el “babi” en el recreo en nuestro primer día de cole.

Como última recomendación: Lee. Nunca he sido un gran lector. Me cuesta leer con atención más de 10 páginas seguidas y más aún si son novelas. He encontrado los últimos años dos lecturas que me apasionan: Libros relacionados con la historia de las diferentes religiones y libros relacionados con marketing, emprendedores, motivadores y coaches (muy lejos de los libros de autoayuda que se suelen confundir con esto). Debes encontrar una lectura que te motive y forzarte a leer diariamente 5 – 10 páginas. La lectura estimula tu creatividad y te ayuda a generar ideas más que por ejemplo la televisión que, para mi, ha quedado relegada a segundo lugar. Veo un poco las noticias por las mañanas mientras envío los primeros mails y por las noches sigo alguna serie pero eso es todo.

Como veis duermo el mismo tiempo que el resto pero mis horarios son diferentes.

Algunos consejos para incorporar a tu día a día

  1. Aprovecha momentos muertos: Piensa en cuantos momentos muertos tienes en el día: viajes en transporte público, cuando esperas a que comience una reunión, colas en restaurantes, administraciones, eventos… ¿y si aprovechases estos momentos para trabajar? ¿no te haría más productivo?
    Yo he decidido ir un paso más allá y cambiar otra de mis rutinas. Antes iba a las reuniones en moto. Ahora trato de juntar todas las reuniones en un mismo día, cojo la bicicleta hasta el tren de cercanías (4-5 kilómetros ida y lo mismo de vuelta). En la espera al tren en la estación y en el trayecto trabajo 30 min. aprox y luego voy de reunión a reunión en bicicleta. De media hago 30 – 40 kilómetros diarios: mejorando mi condición física, dándome un nuevo espacio para estar conmigo mismo y aportando mi granito de arena a la no contaminación del planeta. ¿Te animas?
  2. Cuida tu alimentación: Trato de organizarme la comida semanal el fin de semana y, los días que voy a pasar tiempo fuera de casa me preparo tarteras con fruta y frutos secos para mantener alto mi nivel de energía.
    No sabes lo importante que es una buena alimentación hasta que empiezas a practicarla.
  3. Agenda lo que antes no agendabas: Habitualmente usamos la agenda para compromisos pero no bloqueamos tiempo para nosotros. Yo tengo un día bloqueado entero para mi (hablaré de el en el siguiente punto) y diferentes huecos de otros días para cosas mías. Cosas que me gustan y de las que no quiero prescindir a pesar del volumen de trabajo que tenga.
  4. Usa herramientas que te faciliten la vida: Hablaré de las que yo uso en el post de la semana que viene.
  5. Se ordenado en tu vida personal y profesional: Hasta ahora pensaba que el desorden solo me afectaba a mi vida personal ya que, en lo profesional soy muy ordenado pero me he dado cuenta de que ser ordenado en lo personal afecta en gran medida a serlo en el terreno profesional. Al ser un tipo de extremos me encuentro en una fase de orden extremo, fruto de estos nuevos hábitos. Te recomiendo que hagas lo mismo. Eres desordenado hasta que dejes de serlo.
  6. Abraza: Y aquí podríamos meter besos, caricias, miradas. Esto cúmplelo a diario. A rajatabla. Si no te apetece, si no te sale, cambia de pareja. Hace tiempo leí que un abrazo de 30 segundos estimulaba “no se qué” que te hacía más feliz. Me da igual que era lo que estimulaba; funciona.

¿Por qué debes reservarte un día a la semana para ti?

Es difícil reservarte un día para ti a no ser que tu volumen de trabajo sea bajo en cuyo caso deberías dejarte de “días para ti” y empezar a buscar ocupaciones que te generen ingresos.

Si tu volumen de trabajo cubre o excede tus horas uno de tus días laborales debes tratar de hacer mas cosas creativas – desarrollar más ideas, escribir en tu blog si tienes, pensar en proyectos – y menos cosas rutinarias. Es la única manera de que algún día dejes de tener todos tus huevos en la misma cesta.

En mi caso suele ser los martes y es cuando suelo hacer cosas como:

  1. Potenciar mi actividad en redes sociales: No solo por promocionarte y darte a conocer; también por sentirte reforzado por los comentarios de otros, por aprender de lo que la gente a la que sigues publica, por valorar otros puntos de vista…
  2. Escribir un post: Como veis mis posts suelen ser largos por lo que suelo dedicar 4 – 10 horas o más a escribiros, redactarlos y enviarlos a mis suscriptores. Si tuviera una jornada laboral normal no podría con esto.
  3. Hacerte tu propio DAFO (analizar tus Debilidades, Amenazas, Fortalezas y Oportunidades) y ver en que puedes mejorar: Yo ya te estoy contando en este post y en otros de este blog todos los cambios que estoy haciendo en mi vida los cuales son fruto de “mi DAFO continuo”. Esto no me sería posible si no dedicara un tiempo a la semana a reflexionar sobre ello.
  4. Cuestionarte algo: Es algo que hacíamos de pequeños. Solíamos preguntar el por qué de todo. Todo lo cuestionábamos. ¿Por qué hemos dejado de hacerlo? ¿Por qué creo en este dios? ¿Por qué creo en esta ideología o voto a este partido? ¿Por qué como lo que como?
  5. Piensa en la gente que te rodea: hace unas semanas hice yo ese ejercicio. Semanalmente pienso si alguien nuevo me ha inspirado y cuándo es así actualizo el post. Te sorprenderá lo que valoras a determinadas personas que pensabas que “solo estaban de paso”.

Cosas que debes hacer cuando te apetezca con cierta periodicidad

Para finalizar te recomendaré que vayas un paso más allá y hagas cosas que quizás nunca hayas hecho. Cosas que no peguen con tu estilo o con quien crees que eres. Haz una locura o algo fuera de lo habitual. Yo he descubierto que salir corriendo por que si, sin ropa deportiva un día de reunión a reunión me libera. Aullar cuando voy en la moto me ayuda a cargar las pilas y a entrar en una reunión con un cliente potencial comiéndome el mundo. Cualquier locura. El límite lo pones tú.

¿Cuándo? Cuando te apetezca.

En definitiva no se si “estoy loco” pero desde que he empezado con estos hábitos:

  • Soy más productivo.
  • Soy más creativo.
  • Tengo más energía.
  • Tengo menos estrés.
  • Me conozco mejor.
  • Llevo a cabo más proyectos.
  • Mis clientes están más contentos.
  • Tengo más tiempo para los míos.
  • En definitiva soy más feliz.

Te animo a analizar tus hábitos y a probar cosas nuevas y diferentes cada día. Y como siempre te animo a compartirlo y debatir conmigo aquí.

Fdo. @jaimechicheri

Summary
Nuevos hábitos que me han devuelto a la vida
Article Name
Nuevos hábitos que me han devuelto a la vida
Description
En este artículo aconsejo a aquellos que quieran convertirse en emprendedores vitales a adquirir nuevos hábitos que les ayuden a ser más productivos.
Author

¡Comparte este artículo en las redes sociales!

Estimad@ Emprendedor/a, espero que este artículo te haya resultado útil. Si piensas que puede ayudar a otros te invito a compartirlo a través de cualquiera de estas opciones.

¡Recibe nuevos artículos en tu email!

Si te ha gustado este artículo puedes suscribirte y recibir en tu correo todas las novedades de mi blog


Acepto el Aviso Legal
¡Suscríbeme!

14 Comentarios para “Nuevos hábitos que me han devuelto a la vida”

  1. P3DRO dice:

    Cambiemos el Mundo

  2. Angel Garcia Butragueño dice:

    Jaime.

    Muchísimas gracias por compartir estos hábitos con nosotros.

    Los apoyo en su gran mayoría.

    Te dejo otro, cuando nos levantamos por la mañana, pensemos y actuemos:

    ¿ Qué puedo hacer mejor hoy ?
    ¿ A quién puedo hacer feliz hoy ?
    ¿ A quién debo darle las gracias hoy ?

    No dejes de deleitarnos Jaime con tus posts.

    Un abrazo.

  3. Tanja Brandt dice:

    Hola Jaime,
    no suelo escribir comentarios de este estilo, pero quiero que sepas que me parece muy interesante lo que haces y que me siento en cierta medida parecida, aunque no fumo, ni subo y bajo mucho de peso :)) Pero si tenemos inquietudes similares y sé de lo dificil que es cambiar los hábitos y la forma de pensar. Quizás este último es lo más importante, no dejarse llevar por las emociones, sino tener control sobre uno mismo, porque la decisión de sentirte bien o mal solo depende de uno mismo. Te deseo mucha suerte con este nuevo proyecto que esta muy bien. Que tengas un maravilloso día
    Saludos
    Tanja

    • Tanja,

      Que “no suelas escribir” y que lo hagas aquí con un mensaje como este me pone los pelos de punta.

      ¿No dejarse llevar por las emociones? Según cuales. Recuerda que yo aúllo y corro por que si jaja.

  4. Valois dice:

    Hola Jaime:

    Estoy de acuerdo contigo en muchas cosas. Una vez superada la etapa universitaria, es complicado encontrar tiempo para todo aquello que no sea el trabajo, la persona con quien compartes tu vida o la familia más cercana. Y más aún, cuando se tiene un negocio propio. Nos ocurre a todos. Pero hay algo que es lo que hace sacar minutos de aquí y de allá: la ilusión.

    ¿Sabes?Yo era aficionada a la Historia y, simplemente, curiosa. Comencé a leer el blog de tu padre y descubrí que la literatura -e incluso la filosofía- me creaban cierta “adicción” -nada que ver con el tabaco que, para mi, representa una falta de control sobre uno mismo-. También aprendí a concederme algunas horas -intempestivas, por cierto- a la semana para estos dos nuevos descubrimientos. No sé si, realmente, se llamará madurez o tendrá algo que ver con los treinta y tantos. Lo cierto es que me ha permitido mantener conversaciones interesantísimas con personas enórmemente cultas. La vida, al fin y al cabo, es una concatenación de experiencias.

    Las redes, hoy que todos corremos a todas partes durante el día, son -por ejemplo- una posibilidad para compartir aficiones, no solo un vehículo para hacer negocios. Bien utilizadas, constituyen una gran herramienta a todos los niveles para el crecimiento personal.

    La clave es no dejarse arrastrar por la vida y sentir que la vives. Parte de “culpa” la tienen las referidas aficiones, a las que dedicamos algunos minutos a la semana en pequeños actos de rebeldía. Lo confieso, yo también soy de las que me implico de forma extrema en aquello que me emociona o que supone, a priori, superar un obstáculo o debilidad.

    Como siempre, me alegra tu ilusión.

    • Gracias Lolita,

      “Difícil / complicado” es una palabra que hay que empezar a sustituir por “Reto”.

      Mi padre creo que sabe lo que has disfrutado su blog. El agradece muchísimo seguidor@s como tu al igual que lo hago yo.

      Creo que estamos en la misma onda. Te recuerdo que tenemos una cita pendiente y la pelota está en tu tejado.

  5. Martín dice:

    Yo conocí a un Jaime que me sorprendió muy gratamente como persona y como profesional. Tu orientación al Cliente, siempre a dar más, a colaborar,… te hizo ser muy diferente y sin duda dejaste huella.

    En tí he encontrado lo que en muy pocos, tu naturalidad en reconocer errores, con humildad, tanto es así que lo comentabas conmigo, tu Cliente, y con tu astucia y tesón llegabas a soluciones verdaderamente sorprendentes.

    Eres un Empresario con madera, no te voy a desear éxito, porque ya lo tienes, solo darte la enhorabuena, una vez más.

    Martín.

    • Gracias Martín,

      Que un cliente te diga estas cosas tiene muchísimas lecturas. Todas buenas.

      Como te dije siempre has sido uno de los empresarios con los que más he disfrutado trabajando. Tu implicación, creatividad, adaptabilidad y energía son características que siempre busco en mis clientes.

      En breve te llamaré. He retomado el proyecto personal que estuvimos hablando hace tiempo y quizás podamos colaborar. Te cuento.

      Un abrazo fuerte.

  6. Tu padre dice:

    Magnífico post chavalín.
    Lo mejor de todo, el ambiente de honradez que hay en tu piscina. Porque anda que nadar dejando el móvil en el bordillo si que tiene narices.

Deja un comentario